Vetas

MUNICI­PIO DE VETAS

SITIO WEB: http://​www​.vetas​-san​tander​.gov​.co

Vetas fue des­cu­bierta en el año 1.551 por el Alemán Ambro­sio Alfinger.

Época pre­colom­bina
Los antiguos habi­tantes del ter­ri­to­rio Minero y Agrí­cola de vetas eran la etnia Indí­gena de los Suras; comu­nidad fron­ter­iza y emparentada con los Chitareros y los Guanes. La abru­madora riqueza de min­erales, espe­cial­mente de oro, definió la predilec­ción de estos indí­ge­nas por la min­ería. De este lugar salió la mate­ria prima que los Muis­cas uti­lizaron para su exce­lente arte orfebre.

Con­quista
Los con­quis­ta­dores lle­garon a este ter­ri­to­rio en su febril búsqueda de la ruta del oro. En 1.530 Ambro­sio Alfin­ger, atrav­esó la cordillera desde el río cata­tumbo y llegó al nudo de San tur­ban, expropiando del oro a los indí­ge­nas y con la mis­ión de some­ter­les. La expe­di­ción bajó por el curso de los ríos Suratá y Lebrija hasta lle­gar al Mag­dalena. Allí se enteró de que la expe­di­ción de Que­sada ya había pasado a la meseta de Bacatá; así que sus hom­bres y él emprendieron el regreso con el famoso tesoro de 12.000 castel­lanos de oro (120) libras, trans­portado por los indí­ge­nas pri­sioneros , enca­de­na­dos al cuello. La expe­di­ción bajó por el actual río Pam­plona y al lle­gar a la región de Chiná­cota, un sor­pre­sivo ataque de los indí­ge­nas Chitareros dejó como resul­tado la muerte de Ambro­sio Alfin­ger, con una flecha enve­ne­nada que le atrav­esó la gar­ganta. Los sol­da­dos con­tin­uaron hacia el río Cata­tumbo. la cod­i­cia del tesoro deter­mino que se fueran matando unos a otros, al fin un pequeño grupo de ellos decidió enter­rar el tesoro en algún lugar de la selva del Cata­tumbo. Pedro De Orzúa y Ortún Velasco tra­jeron su gente de las provin­cias de Navarra y Viz­caya, base idios­in­crásica de éste pueblo. si se observa con deten­imiento un mapa del reino de granada no es difí­cil ubicar a Vetas era de Pam­plona, pues ambas com­parten más que una his­to­ria común. Vetas era la base económica de la Nueva Pam­plona, que a prin­ci­p­ios del siglo XVll fue cono­cida como Pam­plonilla La Loca, puesto que las riquezas que llev­a­ban de Vetas eran fes­te­jadas con excen­t­ri­ci­dades como lle­var el oro en palio por las calles del pueblo; los cabal­los usa­ban tam­bién her­raduras de oro. El único sobre­viviente que logró lle­gar al Puerto de Coro, lugar de donde habían par­tido, hizo el relato de este leg­en­dario tesoro jamás encon­trado. Vein­tiún años después, los vas­cos Ortún Velasco y Pedro De Orzúa recor­rían la ruta del oro desde Bacatà (Hoy Bogotá) pasando por Hunza (Hoy Tunja), lle­gando a Sug­a­muxi (Sog­amoso) y el tem­plo del sol. Allí les infor­maron que el oro estaba mas al Ori­ente. Final­mente lle­garon al valle donde fun­daron Nueva Pam­plona, este valle del Espíritu Santo como le lla­maron. es asiento hoy de la ciu­dad cul­tural de Pam­plona plena de cole­gios e inter­na­dos. Juan De Castel­lanos­re­lata en su elegía de Indias, como Ortún Velasco y sus com­pañeros encon­trán­dose en la cac­ería de vena­dos, casual­mente hal­laron el alu­vión que definió la insta­lación del cam­pa­mento minero que más tarde sería Vetas. Los indí­ge­nas acosa­dos por los Españoles optaron por der­rum­bar y tapar las minas des­cu­bier­tas, huyendo a las cav­er­nas donde muchos perecieron de ham­bre y frío.

Colo­nia
El oro ayudó a la col­o­nización del ori­ente Colom­biano y parte del Occi­dente Vene­zolano, pues Pam­plona se con­vir­tió en impor­tante cen­tro político y económico durante la colo­nia. En el siglo 17 la indus­tria min­era siguió flo­re­ciendo y los mineros de Vetas enviaron una cus­to­dia de oro para la ima­gen de la Macarena en Cataluña. El sabio Cal­das, el Padre Eloy Valen­zuela y el sabio Mutis con­for­maron una comisión de la expe­di­ción Botánica para estu­diar la región. El oro que lle­gaba de Pam­plonilla La Loca, se fes­te­jaba con excentridades.

Inde­pen­den­cia
Desde las guer­ras de Inde­pen­den­cia hasta 1.860 aprox­i­mada­mente, en relación con la min­ería, el oro escasa­mente se traía para el sus­tento. A finales del siglo XIX con el per­miso del gob­ierno, una comisión inglesa comenzó a tra­ba­jar las minas del Arco, del Gallo y San Bar­tolomé. Años más tarde una com­pañía Francesa orga­ni­zada por la Banca de Rotschild, invir­tió en un gran desar­rollo minero; se fab­ricó maquinaria en París, espe­cial­mente dis­eñada para ser trans­portada a lomo de mula y ser ensam­blada en la región del llano Redondo; se trans­porta­ban tubos de 26 pul­gadas de diámetro en seg­men­tos, com­pre­sores, sis­temas de ilu­mi­nación y todos los ele­men­tos para la gran fac­toría, que via­jaron por el río Mag­dalena hasta Puerto Wilches, desde donde con­tinu­a­ban a lomo de mula. Los france­ses con­struyeron una propia red de Fer­ro­car­ril y numerosos túne­les. Con la guerra de los Mil Días, a comien­zos de siglo y pos­te­ri­or­mente con la Primera Guerra Mundial, esta com­pañía sucumbió y toda la maquinaria quedó aban­don­ada, lo que marcó el ini­cio de una nueva época en 1.930, mineros de la región con deca­den­cia minera.

La república
Enzaron a tra­ba­jar las minas aban­don­adas, que por Ley Min­era y Dere­cho Ances­tral les pertenecían. Estos mineros son los pre­cur­sores de la min­ería actual. En la década de los 40 se invir­tió cap­i­tal Alemán y hubo un renacimiento, espe­cial­mente en las minas la Glo­ria y la Tosca. Por esta época se adquirieron los moli­nos Cal­i­for­ni­anos, fun­di­dos en el Taller El Cón­dor. Vetas sufrió de ais­lamiento por falta de vías de comu­ni­cación; la actual car­retera que une a Vetas con Berlín, fue con­stru­ida por los mis­mos mineros a prin­ci­pio de la década de los cin­cuenta; son 27 kilómet­ros de car­retera destapada que atraviesa impor­tantes páramos cubier­tos de bruma y el goteo del agua que res­bala por las rocas mohosas. Desde la car­retera se puede admi­rar este pueblecito blanco incrus­tado en la mon­taña, que con razón se le ha lla­mado “ Pueblo Pese­bre De Colom­bia “. De raíces Vas­cas, inde­pen­di­entes y labo­riosos, los Vétanos han con­stru­ido su pueblo, con­vir­tién­dose en pio­neros de la Auto­gestión en Colom­bia. Las vías de Comu­ni­cación, el acue­ducto y alcan­tar­il­lado, la Alcaldía, la Par­ro­quia, las escue­las y el puesto de Salud, han sido con­stru­i­dos por los pro­pios Vétanos con la ayuda del gob­ierno. En vista de lo escarpado del ter­reno se dieron a la tarea de apla­nar una mon­taña para con­struir la can­cha de fút­bol, a la que lla­maron orgul­losa­mente “La Increíble”.

ECONOMÍA Y TURISMO

Agri­cul­tura
En el Munici­pio pre­dom­ina los mini­fun­dios, rep­re­sen­ta­dos en pequeñas parce­las con difer­entes clases de cul­tivos y con prác­ti­cas tradi­cionales. Los prin­ci­pales cul­tivos de mayor pro­duc­ción son:

  • Papa: 15 hec­táreas. La var­iedad más cul­ti­vada es la parda pastusa
  • Cebolla junca. 12 hectáreas.
  • Trigo: 6 hec­táreas La var­iedad más cul­ti­vada es Tusita
  • Hor­tal­izas: 4 hec­táreas. En menor pro­duc­ción se encuen­tra la Arveja (piquine­gra), Maíz, Fríjol, Mora de Castilla, Durazno, Granadilla, Ciru­ela, Tomate de árbol, Cur­aba, uchuva, entre otros.

Sec­tor minero
La activi­dad económica pre­dom­i­nante en el Munici­pio es la explotación min­era, sec­tor que en la actu­al­i­dad cuenta con 12 Empre­sas ded­i­cadas a extraer met­ales como oro y plata, las cuales están ubi­cadas la mayor parte de ellas en la per­ife­ria de Munici­pio. Las men­cionadas empre­sas son:

  • Reina de Oro
  • Tajo Abierto
  • Potosí
  • Real Min­era
  • Trompetero
  • La Elsy
  • Prov­i­den­cia
  • San Bar­tolo
  • Delirios
  • La peter
  • El Dorado
  • Már­mol de San Turban
  • El Guane
  • La Tosca

Desde 2010 hay una fuerte polémica sobre la posi­ble explotación de oro a gran escala por la multi­na­cional Greystar, que podría afec­tar las fuentes de agua y la bio­di­ver­si­dad del Páramo de Santurbán.

Ganadería
Otras de las prin­ci­pales activi­dades económi­cas que se desar­rol­lan en el munici­pio es la ganadería. El ganado vac­uno abarca el primer lugar donde sobre­salen pro­duc­tos como leche, queso y cua­jada. El ganado lanar tam­bién ocupa un lugar impor­tante en la economía munic­i­pal. Actual­mente se están ade­lan­tando pro­gra­mas para impul­sar la cría de ove­jas y de cone­jos a través de la aso­ciación de pequeños productores.

Otros gana­dos que exis­ten son:

  • Por­cino
  • Equino
  • Bovino
  • Caprino

Tur­ismo
Hoy en día la gran diver­si­dad de paisajes, las her­mosas lagu­nas que cuenta este gran munici­pio y la atrac­ción por la min­ería hacen que per­sonas lleguen con gran admiración a dis­fru­tar estas riquezas con las que cuenta el munici­pio y sobre todo la gran cal­i­dad de la gente que día a día se esmera por brindar un caluroso recibimiento al tur­ista que llega a este her­moso municipio.

UBI­CACIÓN

Límites del municipio:

Limita al Oeste con el Munici­pio de Suratá,
al Sur con los Munici­p­ios de Tona, Charta y Cal­i­for­nia,
al Norte con el Depar­ta­mento de Norte de San­tander y el Munici­pio de Cal­i­for­nia,
al Este con el Depar­ta­mento de Norte de San­tander.
Exten­sión total: 9.3 Km2
Exten­sión área urbana: 1.4 Km2
Exten­sión área rural: 7.9 Km2
Alti­tud de la cabecera munic­i­pal (met­ros sobre el nivel del mar): 3.350 msnm
Tem­per­atura media: La tem­per­atura oscila entre 611 gra­dos C.
En la parte alta y 1217 gra­dos C.
En la zona baja C
Dis­tan­cia de ref­er­en­cia: dis­tan­cia aprox­i­mada de 92 Km. de la Ciu­dad de Bucaramanga.

volver arriba